Los negocios fachada que más se prestan para lavar dinero en El Salvador

No sólo lavanderías, sino carwash, night clubs, venta de autos nuevos y usados, venta de lácteos, en algunos casos manejan dinero que podría proceder de actividades ilícitas.

Por Walter Morales, especialista en riesgos financieros / Coordinador de diplomados y consultorías de Yancor Coaching &  Mentory

Walter Morales: El proceso de lavado de dinero que ya hablamos del término que se acuñó allá a principios del siglo 20, en la historia de El Salvador, en realidad lo que tenemos es una ley que nace en 1998, que le da un enfoque específicamente a la prevención de lavado de dinero. Y esto específicamente consiste en tres pasos:

-Proceso de colocación: para eso yo necesariamente debo tener un perfil transaccional financiero bancario, para que las operaciones que yo tenga en los bancos, sean suficientemente creíbles. Ahora, ese dinero que procede de actividades ilícitas, (hoy hay una gran cantidad), no sólo estamos hablando de lavanderías, sino de carwash, night clubs, barra shows, bares, por ejemplo en la zona de la Colonia Escalón hay una gran cantidad de salas de masajes, salas de belleza, venta de inmuebles. El sector inmobiliario, el sector construcción, y uno cuando ve tanto proyecto de construcción por todos lados se pregunta, ¿la economía de El Salvador da para esto?

IN TEMPO: ¿Y la lista sigue?

Walter Morales: Sí, podemos mencionar venta de autos nuevos y usados, han surgido grandes infraestructuras donde lo que se vende es queso, o lácteos en general, y parece que la situación en la que vivimos no da para ese tipo de negocios, pero allí están. Y hay una gran cantidad de restaurantes, u otras actividades económicas que llaman la atención, porque a veces tienen esa conectividad que ya mencionamos. Esta es la primera parte que se llama “tener un negocio pantalla o fachada” para llevar un dinero que podría proceder de actividades delictivas, y luego meterlo al banco.

IN TEMPO: Antes de continuar con el segundo paso, sería interesante saber, ¿qué ciudadana o ciudadano tiene el perfil transaccional financiero bancariodel que usted habló?

Walter Morales: En el artículo 2 de la Ley que viene desde 1998, se establece quiénes son sujetos de aplicación de la misma, y dice que “cualquier persona natural o jurídica, tiene la obligación de justificar las operaciones que realice en las instituciones. Está hablando de mayores de 18 años, personas naturales y cualquiera entidad que haga actos de comercio.

Cuando usted compra un vehículo, el banco le pregunta del origen del dinero, de dónde lo sacó, y no importa si el cheque viene de otro banco. Normalmente los bancos cometen ese error, de no investigar, o ya no hay que preguntar. Prácticamente cuando viene de otra entidad bancaria, se legitima lo que la otra entidad ya hizo, pero… ¿este banco sabe lo que el otro ha hecho? Seguramente no lo sabe.

La ley le aplica a cualquier persona natural o jurídica. Por eso las instituciones financieras ahora manejan declaraciones juradas, donde cada quien declara cuál es su perfil, cuánto va mover en la cuenta, cuánto va a pagar, si lo hará por anticipado, de qué manera va a pagar, por cheque, transferencia o en efectivo. Entonces cada quien declara cómo va a ser su perfil transaccional. Con eso usted le está diciendo al banco, “este es mi modo de actuación”,  si usted se sale de ese modo de actuación, la entidad bancaria (sujeta obligada), tiene la potestad de preguntarle  porqué se salió del rango que usted mismo había declarado.

IN TEMPO: ¿No se puede salir de ese rango?

Walter Morales: No es que no se pueda salir, pero obviamente tiene que justificarlo. Naturalmente si usted tiene un salario fijo, ya hay una franja en la que usted se va a mover, en términos bancarios, o comerciales. Por ejemplo, si una persona gana mil dólares, pero está llevando al banco quince mil dólares de una vez, el banco tiene que preguntarle de dónde surgió ese dinero. En loa siguiente fase que se llama “de diversificación” la gente mueve dinero hacia otros bancos.

No se pierda esta serie de educación financiera con el especialista Walter Morales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *