Perseverancia ante todo

“Ser originales también es una de las claves del éxito para todo negocio”. Roberto Godoy, propietario de Trankilandia.

Redacción por Dalila Arriaza/ Video por Wilfredo Pineda/Edición por Valeria Carranza

In Tempo: Roberto, ¿cuál es la mejor manera de atender a los comensales??

Roberto Godoy: La personalidad de cada mesero es diferente, pero yo los retroalimento semanalmente, veo los comentarios en las redes sociales, manejo Facebook, Instagram, WhatsApp, manejo la página de Google, cuando la gente paga con el boss (aplicación) me caen los comentarios también.

Yo estoy al día con la tecnología, les contesto y voy sacando sus comentarios negativos y positivos, y allí se ve en qué estamos fallando. No hay una línea para saludar o atender al cliente, solo les digo que sean amables, corteses, nada más. Sencillos, humildes pero sencillos,  sólo necesito que la gente sienta un ambiente amigable, que sientan que están tratando con familia, amigos, así me gusta que traten a los clientes.

In Tempo: ¿Cuáles considera que son las claves del éxito para cualquier tipo de negocio?

Roberto Godoy: Perseverancia ante todo, es lo que ayuda a llegar al éxito. No pensar en los comentarios negativos de la gente, que si vendo esto, qué va a decir aquél.

También es de ser originales, enfocarse en lo que uno vende. Aunque tenga a la par una venta de refrescos, puedo vender más que ellos, ¿por qué? Porque lo hago con amor, con esmero, con calidad; pero hay gente que no lo hace así, ellos quieren vender un poquito y ganar un montón, y eso no se puede, jamás en la vida se va a poder.

In Tempo: ¿Quién le inspiró para esta magnífica idea de negocio?

Roberto Godoy: Me inspiró mi hijo. Porque recuerdo que cuando yo estaba pequeño mi papá casi no pasaba tiempo con nosotros, estaba todo el tiempo fuera trabajando. No padecimos hambre, pues económicamente nos mantuvo muy bien, nos enseñó a ser humildes, agradecidos, un buen padre realmente. 

Me da tristeza recordarme porque mi papá ya no está con nosotros. Falleció en el 2003, lo mataron cuando yo tenía 19 años. Y bueno, yo quería ver a mis hijos crecer, estar en sus primeros pasos, sus primeras palabras. Me gusta estar con ellos, me gusta que me vean trabajar, tengo dos y me muero por ellos, realmente los amo.

In Tempo: ¿El experto en la cocina, se enamora de alguno de sus cubiertos en particular?

Roberto Godoy: Suele pasar (RÍE). Cada vez que tenemos cuchillos nuevos, o espátulas, una báscula nueva, uno enamora, y deja no quiere usar los viejos. 

In Tempo: Háblenos sobre la inocuidad y calidad de los alimentos, para proteger la salud de quienes consumen en Trankilandia.

Roberto Godoy: Gracias a Dios compramos todo a diario, es difícil por ejemplo pensar que los alimentos se nos van a vencer, pues vendemos productos frescos,  y los manipulamos con todos los cuidados que requieren.

Por esa la gente no nos cambia.

Roberto Godoy de 36 años, inició la universidad  y sin embargo no la terminó, estudió mercadeo, ingeniería civil, mecánica automotriz “a medias”, un año, dos años, según sus palabras. “Al inicio mi papá quería que yo fuera ingeniero civil como él, segundo la mecánica  automotriz me gustaba, full inyection electrónica, pero no pude seguir. Luego me dediqué al mercadeo, trabajé en ventas en una agencia de telecomunicaciones, estuve allí nueve años”. Hoy, Roberto Godoy es el propietario del exitoso restaurante “Trankilandia” , un concepto de calidad, fresco e innovador, en el que trabaja día a día junto a su esposa, su mejor aliada. https://www.facebook.com/Trankilandiaa/ Tel: 7517 7777

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *